A huge collection of 3400+ free website templates JAR theme com WP themes and more at the biggest community-driven free web design site
Inicio / Vistazo Deportivo / MANO A MANO CON LISANDRO CABRERA. “En Cúcuta me quedó una revancha y sed de hacer más goles”
"Cúcuta tiene una hinchada muy loca, van para adelante, cantan todo el partido". / Foto: ARCHIVO PERSONAL

MANO A MANO CON LISANDRO CABRERA. “En Cúcuta me quedó una revancha y sed de hacer más goles”

CÚCUTA.- Un ser humano de pocas palabras, pero con un gran corazón familiar. Así se puede describir a este argentino, que al paso por Cúcuta dejó grata impresiones a pesar de jugar poco en el once motilón. Lisandro Cabrera contó sobre su vida, las ganas de regresar a la ciudad por una revancha futbolística y lo referente a la formación deportiva y humana.

¿Dónde nació?

¿En la infancia con cuáles juegos se divertía en su pueblo?

  • Siempre me divertía con locura cuando jugaba a la pelota. Otros juegos eran ‘bolitas’, reconocido en Argentina, y a la marcha.

¿Su primer balón y sus primeros guayos, quién se los obsequio?

  • Mi primer balón me lo dio mi padre, y un vecino, amigo cercano de la familia, me obsequió los guayos.

¿Sus padres estuvieron atentos a su desarrollo deportivo? ¿qué lo aconsejaban?

  • Siempre me gustó el fútbol y ellos eran mis acompañantes, por eso llegué a donde estoy, gracias a sus consejos y la ayuda constante. Esas cosas me remarcaron el estudio y el fútbol.

¿En su familia quién lo apoyaba?

  • Los dos, tanto mi padre y mi madre me apoyaron. Desde chiquito, cuando viajé a Buenos Aires, mi mamá era la que estaba a mi lado. Me acompañaba en esos momentos. Mi papá se quedaba en casa y no podía estar a mi lado, pero los dos me daban apoyo.

¿Es cierto que el primer club donde fue a probar fue River Plate?

  • La primera prueba que tuve, antes de Boca, fue River. Tenía 11 años. Como que el club me quería hacer quedar en un lugar donde estaban los demás niños, es igual a una casa hogar en Colombia, yo no quería. Luego, Dios me puso en el camino a una persona de Boca, llama a mi madre, le dice que conocían mi situación y no creíamos lo que pasaba. Habló que quería que fuera a Boca, me iban a pagar los pasajes para Buenos Aires en colectivo para estar una vez a la semana en el club y tenía un periodo de adaptación. Me gustó mucho. River jamás ofreció eso y Boca sí, entonces por eso la decisión final fue esa.

¿En la pensión de Boca Juniors, cómo era el día a día?

  • En la mañana me levantaba e iba para el colegio. Volvía, almorzaba y entrenaba de 2:00 a 5:00 de la tarde y a las 6:00 estábamos en la pensión. Nos daban merienda y posteriormente libre para hacer tareas en la sala de estudio. Si no teníamos nada del colegio, había juegos en la pensión, nos divertíamos con “mete gol”, computadoras, pool. Había muchos juegos para divertirnos.

¿A los más chicos o jóvenes, cómo los trataban?

  • El trato de los superiores era muy bueno. Fue importante para mi carrera, estuvieron pendientes de los chicos que vivían allí. Fueron importantes en nuestro proceso futbolístico. Nos enseñaron el respeto, a convivir. Siempre andaban pendientes de que todo estuviera en orden, que no faltara nada. Nos hicieron sentir cómodos, como si fuera nuestra casa.

¿Es competitivo el nivel del fútbol argentino en las divisiones menores?

  • Si bastante competitivo. En Boca siempre había la filosofía que solo el mejor estaba allá. La competición va a ser alta, exigente, eso era bueno, porque te exigía a superar a tu compañero que estaba adelante. Debes estar de palo a palo con el entrenamiento, había mucha calidad.

¿Influyen los padres en el crecimiento futbolístico de un niño que está en una pensión de un club profesional?

  • Sí y no. Mis padres, por ejemplo, me hablaban desde el teléfono. Estaba con los chicos en la pensión y teníamos superiores que hacían como si fueran los padres, impartían disciplina. Claro uno siempre les hace caso a los papás y son parte fundamental de todo.

¿La rutina diaria en la pensión de Newells Olds Boys, cómo era?

  • Alcancé a estar poco tiempo. Cuando me fui de Boca tenía 18 años, después me mudé a un apartamento. La rutina era, en la mañana entrenamiento, me levantaba temprano, desayunaba y me iba a entrenar al club. Me transportaba en colectivo con los chicos que vivían en la pensión. Luego, regresaba, almorzaba, había siesta y la tarde era libre hasta el otro día. Era de dormirme temprano.

¿Hay diferencia entre vivir en la pensión de Newells y la de Boca?

  • Sí, por el tema económico, en cuanto a habitaciones, juegos, profesores particulares y maestros de ajedrez y entre otras cosas.

¿Su debut en primera división fue…?

  • Con la camiseta de Newells, en el 2018, contra Atlético Tucumán. Es un recuerdo bonito. Estaba ansioso por hacer las cosas bien. Quien me dio la oportunidad de debutar fue Omar de Felippe.

¿Son importantes las redes sociales para un futbolista?

  • Eso va en cada futbolista. Yo, por ejemplo, manejo un perfil bajo. Lo que me beneficia es lo que hago en la cancha, por ahí quizás la televisión influye, pero todo son tus acciones en el terreno de juego.

¿La llegada al Cúcuta Deportivo cómo se dio?

  • Por intermedio de Newells. Hablaron entre clubes e hicieron el acercamiento y llegué a préstamo.

¿Le costó la adaptación a la ciudad y al fútbol colombiano?

  • Un poco, el entender al equipo y a los compañeros nuevos. Lleva alrededor de una semana o dos adaptarse; después, creo que me sentí cómodo con la ciudad, la hinchada, el equipo y todo. Fue lo mejor que me pasó después de lo vivido en Newells.

¿Recuerda de esos primeros entrenamientos bajo las órdenes de Sebastián Méndez?

  • Sí. Ese día me reventaron la espalda con el recibimiento. Hicieron un pasillo para la típica bienvenida y fue un momento gracioso.

¿Qué opinión tiene de Sebastián Méndez?

  • Fue buena persona conmigo, con los compañeros, se comportó de buena manera. Después, como técnico, puso el pecho a la situación. En los peores momentos dio la cara. La verdad, me parece excelente técnico y como persona, es bárbaro.

¿Siente que le faltaron objetivos por cumplir con la camiseta del Cúcuta?

  • Sí. Quería darle más al Cúcuta, a la gente. El cariño que me dieron lo sentí mucho, me sentí muy querido. Me hubiera gustado jugar un poco más, tener continuidad y por eso me quedé con las ganas de darle más al equipo, de hacer más goles. Espero que llegue otro momento para tener la revancha y dar lo que me faltó.

¿El gol que más le gustó con la camiseta del Cúcuta?

  • El que hice contra Valledupar. Fue el primero con la camiseta, estaba contento, me gustó. El más lindo fue contra Deportivo Pasto.

¿Le gustaría regresar al Cúcuta en algún momento?

  • Sí. Me quede con un sabor agridulce, me gustaría regresar y tener la revancha.

¿Su impresión de la hinchada?

  • Cúcuta tiene una hinchada muy loca, va para adelante, canta todo el partido. Es una hinchada bonita. El cariño es grande por ellos.

¿Cuál sería el balance del paso por el club motilón?

  • Para mí fue bueno, porque con las pocas posibilidades de jugar partidos desde el arranque creo que fue un periodo bueno. Me tocaba entrar desde el banco, a veces no podía convertir o tenia pocos minutos. A pesar de todo fue un balance bueno.

¿Si su vida fuera un libro como lo titularía?

  • Sacrificio y más futbol. La verdad es que mi vida ha sido de sacrificios y creo que hoy he logrado mi vida futbolística haciéndole un gol a las dificultades.

¿Se le hizo difícil salir del país hacia Colombia?

  • No, para nada. Cuando supe que venía para Colombia estaba entusiasmado, ansioso y no se me hizo difícil salir.

¿Cómo podemos describir a Lisandro Cabrera?

  • Soy sencillo, me gusta ser familiero, compañero, agradecido con la ayuda de mi esposa y mi hija, porque me motivan a seguir día a día.

JORDY ORLANDO CRUZ

Sobre Rafael Antonio Pabón

Nací en Arboledas (Norte de Santander - Colombia), educado y formado como periodista en la Universidad de la Sabana (Bogotá), gustoso de leer crónicas y amante de escribir este género periodístico, docente en la Universidad de Pamplona (Colombia) y seguidor incansable del Cúcuta Deportivo.

Podría Interesarle

MANO A MANO CON AULÍ OLIVEROS. “Cada logro es para mi familia y mi abuelo”

CÚCUTA.- Desde muy temprano salió de casa para cumplir los sueños. De la mano del …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.