A huge collection of 3400+ free website templates JAR theme com WP themes and more at the biggest community-driven free web design site
Inicio / Articulistas / DÍA DEL PERIODISTA. Hay que acabar con la extorsión desde los micrófonos
El 9 de febrero, se celebra en Colombia el Día del Periodista.

DÍA DEL PERIODISTA. Hay que acabar con la extorsión desde los micrófonos

Hace tiempo, era norma que los políticos recompensaran a los periodistas por los comentarios afectuosos a sus causas partidistas. Luego, se interesaron no en menciones o pauta, sino en comprar periodistas, a quienes les fueron intuyendo el difamar y desprestigiar a sus contrarios. Eran, entonces, los periodistas más efectivos haciendo esta clase de mandados que pregonando propuestas.

Pero lo que no se previó es que se estaba aupando un nuevo modelo de infamia y calumnia que hoy ha degenerado en lo que podemos denominar ‘bullin mediático’.

Cuando concluyó la política, entonces, los periodistas fogueados en este repudiable oficio salieron en busca de funcionarios corruptos, ofreciéndoles su silencio a cambio de una tajada del producto de sus fechorías o si no serían víctimas del ‘bullin mediático’.

Veamos, si se denuncia una irregularidad, el inculpado no sale a hacer su rectificación en el medio que se hace la denuncia, aún más huye de él y busca uno donde pueda acomodar su versión para exculparse de la sindicación. ¡Claro! El periodista cobra y el inculpado se cree inocente.

Otro ejemplo, para no ir tan lejos, le acaba de ocurrir al rector de una reconocida universidad, quien dio por terminada la concesión a unos comunicadores y estos, sin recato, le hicieron ‘bullin mediático’ en venganza por la decisión tomada. Lo real es que el monstruo también ha sido alimentado por administraciones corruptas que no se ciñen a un plan de medios, sino a un plan de afectos en el cual la plata se reparte según el periodista que alaba, arropa y esconde a las malas administraciones.

Hace pocos días una oyente reclamó en una radio respeto para ella y los miles de ciudadanos que se nutren y dan credibilidad a lo que los periodistas dicen en sus cadenas. ¿Será que el oyente está dejando de ser pasivo y quiere retroalimentarse para debatir, opinar y controvertir? Si es así, entonces, debemos empezar a dudar de lo que nos dice esta clase de comunicadores como verdad sabida.

En esta hora, en la que los colombianos entramos en posconflicto de una confrontación de más de 60 años y que se requiere decir la verdad sin cortapisa, autocensura o censura, el periodismo está llamado a construir con verdades, en cualquier escenario, este nuevo país.

En especial el periodismo de las regiones que se sumerge dramáticamente entre el sesgo y la manipulación y que es vejado, en gran medida, por periodistas formados en la cátedra que ven en esta práctica la única forma para vivir decorosamente, extorsionando, en un país donde desde los micrófonos, algunos comunicadores asaltan al ciudadano como cualquier ladrón de esquina y trasgreden a sus oyentes negándoles la información real, a cambio de infamia, calumnia y mentira.

Como lo expresara el periodista Gustavo Gómez, “hablo de periodistas que cobran por sus comentarios y opiniones, feriándose cada tanto en el mercado espeluznante de la compraventa del honor”.

JUAN RICARDO GÉLVEZ

Foto: redcomsur.org

 

           

Sobre Rafael Antonio Pabón

Nací en Arboledas (Norte de Santander - Colombia), educado y formado como periodista en la Universidad de la Sabana (Bogotá), gustoso de leer crónicas y amante de escribir este género periodístico, docente en la Universidad de Pamplona (Colombia) y seguidor incansable del Cúcuta Deportivo.

Podría Interesarle

PLAN NACIONAL DE DESARROLLO. Freno al cierre indiscriminado de establecimientos comerciales

Entre 2017 y 2019, se han cerrado temporalmente 95.712 comercios en el país. En el …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.