SEÑORITA CÚCUTA. Dana es Dana donde sea, con o sin la corona - Contraluz.CO | Contraluz.CO
A huge collection of 3400+ free website templates JAR theme com WP themes and more at the biggest community-driven free web design site
Inicio / Conversaciones A Contraluz / SEÑORITA CÚCUTA. Dana es Dana donde sea, con o sin la corona
Soy la misma muchacha alegre, elocuente, carismática que está para todos. Cualquiera que me necesite aquí voy a estar. / Foto: www.contraluzcucuta.co

SEÑORITA CÚCUTA. Dana es Dana donde sea, con o sin la corona

CÚCUTA.- Un día cualquiera, cuando Dana Méndez era niña, se le apareció el genio de la lámpara y le concedió tres deseos. La pequeña, sin pensarlo, pidió ser reina de belleza. Hace pocos días, en las fiestas de Cúcuta se le cumplió ese sueño. Hoy es la Señorita Cúcuta. En el estudio le gustaba el derecho internacional, y está a punto de coronar esa carrera profesional, segundo deseo a escasos semestres de cumplirse. Desde la época de colegiala pensó que en el futuro sería empresaria. Este año, está segura, montará el negocio con el que soñado. En ese momento se le cumplirá el tercero de los deseos y el genio podrá regresar tranquilo a la botella.

Ser Señorita Cúcuta “es un sueño por el que luché más de tres años, no para llevar la banda y la corona en cualquier actividad, sino para trabajar de lleno por la ciudad, con proyectos sociales y culturales”.

¿Qué proyectos tiene?

Trabajamos en uno sobre actividades culturales, en sectores vulnerables y estamos pendientes, porque hay otros gestión. La idea es unirnos con fundaciones y empresas para apoyar a estos sectores.

¿El reinado sí es lo que esperaba que fuera?

Es todo lo que esperaba; así, justo como lo soñé. La parte de los proyectos es lo que me emociona y ha sido tal cual me lo esperaba y estoy súper feliz.

¿Qué es lo bueno de ser Señorita Cúcuta?

Es tener el honor de representar a la ciudad y aprovechar el papel de reina para trabajar por quienes más lo necesiten. Además, de la amistad con mis compañeras de concurso. Fue un reinado que representó la integración entre nosotras y de los habitantes de Cúcuta. Es bueno que se rescate la tradición y siga haciéndose.

¿Avizora alguna dificultad?

Hasta el momento las amenazas que me han llegado por mensajes de redes. Por lo demás, ha sido muy bien recibido el triunfo. Los que estuvieron en el reinado saben de mi disciplina y compromiso. El reinado apenas comienza. La coronación fue el primer día, queda un año y trabajamos rápido, porque el tiempo pasa rápido.

¿La incomodan o intranquilizan las amenazas?

Claro que sí. Durante el reinado murieron mi mamá y mi hermano. A mi papá lo asesinaron cuando yo era una niña. Ese era mi núcleo familiar y ahora estoy sola. Esas llamadas me dan miedo, siempre estoy con la zozobra de quién será, de si saben dónde estoy y para dónde voy. Ese es el único inconveniente que ha surgido en el reinado.

¿Le duele Cúcuta?

Me duele todo lo que pasa con la ciudad y por eso quiero trabajar.

¿Los niños, los abuelos, quiénes le duelen más?

Me duelen todos por igual, porque todos somos cucuteños y nos pasan las mismas cosas, de pronto en diferentes aspectos. Los niños en la educación; los adultos mayores, en la salud. Todo me duele igual, porque si todos estuviéramos bien, Cúcuta estaría mejor. Cúcuta podría brillar como lo fue alguna vez, y a esa Cúcuta es a la que quiero rescatar en este año.

¿Qué hacer con los que no dejan prosperar la ciudad?

El problema no es qué hacer con ellos, ni centrarnos en ellos, el problema es qué podemos hacer nosotros desde donde estamos, desde la empresa, los negocios, desde donde sea.

¿Qué le inspiran los venezolanos en Cúcuta?

Preocupación. Porque en diferentes sectores de la ciudad, es mucha la gente que se ve y es difícil llegar a una solución al problema, que no es de nosotros y lo estamos tomando como nuestro. Lo malo es la gente que se aprovecha de la nobleza de los cucuteños.

Cuándo Dana no saca la corona de la cajita en la que la guarda ¿qué hace?

Dana es Dana donde sea. Con o sin la corona soy yo, la misma niña trabajadora, estudiosa, soñadora. Estoy a punto de graduarme de la universidad en derecho internacional. Ese es el segundo sueño, porque la educación es la inversión en mí. Soy la misma muchacha alegre, elocuente, carismática que está para todos. Cualquiera que me necesite, aquí voy a estar.

¿Cuál es el tercer deseo?

Montar mi empresa. La gente de Cúcuta destaca por ser emprendedora, y quiero ser de esas personas. Estoy pensándolo desde el colegio y este año será el momento para sacar a relucir esa idea.

RAFAEL ANTONIO PABÓN

rafaelpabon58@hotmail.com

Sobre Rafael Antonio Pabón

Rafael Antonio Pabón
Nací en Arboledas (Norte de Santander - Colombia), educado y formado como periodista en la Universidad de la Sabana (Bogotá), gustoso de leer crónicas y amante de escribir este género periodístico, docente en la Universidad de Pamplona (Colombia) y seguidor incansable del Cúcuta Deportivo.

Podría Interesarle

CARTA DE FENALCO. Los megáfonos: aparatos  que  deben  erradicarse  de  la ciudad

CÚCUTA.- Durante mucho tiempo han hecho carrera en esta  ciudad, y sobre todo en la …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Sitio Web Optimizado y Diseñado por Red Jack Web Services - Jackson A. Gómez R..